PORQUE CONDENÓ EL JUEZ AL DIRECTOR CANO A 5 AÑOS DE PRISION EXACTAMENTE?

El juez IV José Miguel Estrada Monterroso del juzgado primero pluripersonal de Paz penal del municipio y departamento de Guatemala lo condenó al considerar lo siguientes hechos cometidos a un niño y alumno de 14 años:

“Que de las pruebas vertidas en juicio, se logro acreditar que el menor de edad sufrió daño psicológico, manifestando síntomas de ****** reflejado en un sentimiento de humillación, enojo y frustración las cuales son secuelas inmediatas de haber sufrido un daño psicológico SEVERO que lo apartó de su cotinidaneidad en la vida escolar y familiar. Esto, en virtud que el día 19 de mayo 2011 el niño fue expuesto a una entrevista VIOLENTA que como consecuencia vulneró su capacidad de goce individual, familiar, escolar, social y/o recreativo. Acto en el cual, si bien es cierto, la defensa logró demostrar que el sindicado Alvaro Enrique Cano Perez, no estuvo presente durante dicha entrevista orquestada por el señor Guido Ottmar Goeser, sin embargo no logro demostrar que el Señor Alvaro Enrique Cano Perez, no tuvo conocimiento de la misma, por el contrario, se demostró durante el juicio que el señor Cano tuvo conocimiento de dicha entrevista, incluso un día antes del día de los hechos, ademas, que el señor Cano, durante el tiempo que duró la entrevista, pudo ver al menor mientras esperaba a ser llamado para continuar con la entrevista. Por lo que al tenerse por acreditado que el señor Cano tuvo conocimiento de esa entrevista VIOLENTA de conformidad con el artículo 18 y 150 del Código penal, debidó evitar el daño psicológico del cual estaba siendo víctima el menor de edad al momento de ser entrevistado, mas aun en su función de director del colegio alemán de Guatemala.

Así mismo, en cuanto al argumento de la defensa que el señor Cano no era el director encargado de las medidas disciplinarias en el colegio alemán, a criterio de este juzgador, dicho argumento carece de fundamentación toda vez que: que la Ley de Educación Nacional, Decreto Legislativo 12-91 vigente desde el doce de enero de 1991, por jerarquía de la ley, prevalece sobre el acuerdo gubernativo número 1031 que autoriza la creación del colegio alemán de guatemala en 1958. Y considerando que de conformidad con dicha ley ordinaria vigente, en todo centro educativo ÚNICAMENTE SE RECONOCE A UN DIRECTOR DENTRO DE CADA CENTRO EDUCATIVO, sea privado o público, siendo en el presente caso, que ante las autoridades guatemaltecas el señor Cano, es EL UNICO DIRECTOR Y AUTORIDAD MAXIMA DEL COLEGIO ALEMAN DE GUATEMALA al momento de los hechos. Por lo que, de conformidad con lo regulado en el articulo 37 de dicha ley, que regula las obligaciones de los directores de todo centro educativo, en su numeral 1, el señor Cano estaba OBLIGADO A TENER CONOCIMIENTO Y PLENO DOMINIO DEL PROCESO ADMINISTRATIVO DE LOS ASPECTOS TECNICO PEDAGOGICOS Y DE LA LEGISLACION EDUCATIVA VIGENTE RELACIONADA CON SU CARGO Y CENTRO EDUCATIVO QUE DIRIGE, aunado a lo anterior de conformidad con el numeral 11 del mismo artículo, el señor Cano ESTABA OBLIGADO A RESPETAR Y HACER RESPETAR LA DIGNIDAD DE LOS MIEMBROS DE LA COMUNIDAD EDUCATIVA. En este orden de ideas, el señor Cano al PERMITIR QUE OTRA PERSONA EJERCIERA EL CONTROL DE DICHAS MEDIDAS DISCIPLINARIAS QUE ERAN SU OBLIGACION DE CONFORMIDAD CON LA LEY, FALTO AL CUMPLIMIENTO DE SUS OBLIGACIONES DE CONFORMIDAD CON LA LEY NACIONAL DE EDUCACION. En este sentido, como autoridad máxima del colegio alemán y de conformidad con el articulo 18 del código penal, al momento de los hechos, TENIA LA RESPONSABILIDAD DE IMPEDIR Y DE EVITAR EL DAÑO psicológico causado al menor de edad el 19 de mayo del 2011.

Asi mismo, el dia 20 de mayo de dos mil once, el señor Cano al hacer pública la expulsión del menor agraviado, COLABORÓ A PERFECCIONAR LA RELACION CAUSAL ENTRE LOS MALOS TRATOS DE LA ENTREVISTA VIOLENTA DEL DIA ANTERIOR Y EL DAÑO PSICOLÓGICO CAUSADO AL MENOR.  Toda vez que, al considerar la situación de conmoción en que se encontraba el alumnado del colegio alemán derivado de los rumores sobre el video, considerando que un día antes el niño había sido llevado a la dirección SIN PERMITIRSELE COMUNICAR CON SUS PADRES Y COMPAÑEROS DE ESTUDIOS durante TODA LA MAÑANA y que ese día dicho alumno y otros dos no se habían presentado a estudiar, los alumnos del colegio alemán de Guatemala al escuchar el anuncio del director Cano de que con motivo de “ofensas contra la dignidad humana y faltas contra preceptos éticos fundamentales” tres alumnos del colegio serían expulsados inmediatamente, dedujeron que el niño agraviado era uno de los alumnos expulsados. Aunado a esto, posteriormente, las autoridades del colegio alemán de Guatemala, a través de correos electronicos enviados a toda la comunidad escolar del colegio, individualizaron al niño como una persona que había cometido “ofensas contra la dignidad humana y faltas contra preceptos éticos fundamentales”.

Así mismo, dilataron y evitaron la reinscripción del niño en dicho centro educativo privado, MARGINANDO A LA VÍCTIMA DENTRO DE SU PROPIO ENTORNO SOCIAL, en clara VIOLACION DE SUS DERECHOS HUMANOS FUNDAMENTALES COMO PERSONA Y COMO NIÑO. Dando razones suficientes a este juzgador para determinar que ese sentimiento de humillación que el niño presentó al momento del examen pericial, fue causado tanto por LA ENTREVISTA VIOLENTA DE LA CUAL FUE VICTIMA, COMO POR LA MARGINACION EN SU ENTORNO SOCIAL DEL QUE FUE VICTIMA POR PARTE DE LAS AUTORIDADES DEL COLEGIO ALEMAN DE GUATEMALA.

En este sentido, por todo lo previamente considerado quien juzga determina que el señor ALVARO ENRIQUE CANO PEREZ, debió cumplir con sus obligaciones como director del centro educativo privado “Colegio Aleman de Guatemala”, de conformidad con lo que establece la LEY DE EDUCACION NACIONAL, y NO DEBIÓ PERMITIR QUE EL NIÑO FUESE VÍCTIMA DE CUALQUIER FORMA DE NEGLIGENCIA, DISCRIMINACIÓN, MARGINACIÓN, VIOLENCIA, CRUELDAD, Y OPRESION, punible por la ley, ya sea por acción u omisión a sus derechos funadmentales.

Por lo previamente indicado, quien juzga encuentra que el señor ALVARO ENRIQUE CANO PEREZ es responsable en calidad de autor de la comisión de delito de MALTRATO CONTRA PERSONAS MENORES DE EDAD, al haber omitido evitar el daño psicológico causado al niño y al haber cooperado a la realización del daño psicológico haciendo pública su expulsión en los términos expuestos anteriormente, y en ese sentido debe resolverse.”

“De la declaración de la señora Carmen Beatriz Mejía Padilla de Tocha se desprende que la misma estuvo presente en la entrevista violenta de la cual fue víctima el niño el 19 de mayo 2011, por lo que, este juzgador estima pertinente certificar al Ministerio Público para que inicie una investigación y determine el grado de participación de dicha señora en los hechos denunciados en este juicio.”

Si el director Alvaro Cano fue condenado a 5 años de prisión por haber omitido evitar el daño a un niño y por haber cooperado haciendo pública la expulsión, solo hay que imaginarse la condena de varias décadas de prisíon que obtendría el director Alemán que fue el autor del maltrato, que lo mantuvo detenido  o secuestrado ilegalmente, que lo coaccionó violentamente y a gritos causándole lesiones físicas y psicológicas y que lo difamó por todos los medios ilegales imaginables. Esto explica por que mejor optó por fugarse aún con orden de arraigo y evita ser juzgado por nuestros jueces, que consideran como él dijo: “los Tribunales de los indios”. Esta es la razón por la cual actualmente cuenta con una orden de captura internacional de Interpol y es la razón por la que el EX DIRECTOR DE COLEGIO ALEMÁN NECESITA INMUNIDAD Y EL EMBAJADOR SE LA OFRECE.

Durante la ejecución de una orden de juez, y acompañada por las autoridades Guatemaltecas, la madre de 4 alumnos, es víctima de intimidación, gritos y violencia por parte del director alemán que interrogo a los niños violentamente, y está en este video totalmente fuera de control. Estaba presente Christian Hoffmann, su jefe, que COBARDEMENTE permitió este maltrato a una mujer y madre:

A inicios del 2016, la ex-directora de primaria del Colegio Aleman de Guatemala, Carmen Beatriz Mejia Padilla de Tocha, fue llamada como testigo en favor del director Guatemalteco Alvaro Enrique Cano (que fue condenado en Marzo 2016 a 5 años de prisión por maltrato a personas menores de edad).

En el interrogatorio cruzado y bajo juramento ante el juez,  la ex-directora de primaria declaró con respecto a su jefe, el director alemán del Colegio Alemán: “El no me respetaba como mujer, me acosaba sexualmente, me acosaba por ser guatemalteca, no me respetaba a nivel profesional”
Denota cómo, en dicho colegio, discriminan a sus profesores y directores Nacionales; no digamos a sus alumnos. Sería muy oportuno que las autoridades iniciaran una investigación del trato y condiciones laborales a los Guatemaltecos en dicho centro educativo.

El Director del Colegio Alemán dijo “no le hago caso a los tribunales de los indios”, y ha sido sorprendido en cámaras y frente a las autoridades Guatemaltecas, viviendo lo que ha promulgado. Tras haber sido notificado oficialmente de ORDENES de juez en firme, el director descaradamente NO le hace caso a nuestros tribunales ni autoridades:

“Como director del Colegio Alemán, NO voy a inscribir al alumno. No es posible para mi inscribirlo.”

Etiquetas:, , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

2 comentarios en “PORQUE CONDENÓ EL JUEZ AL DIRECTOR CANO A 5 AÑOS DE PRISION EXACTAMENTE?”

  1. Gladys Cosenza septiembre 15, 2016 a 6:01 pm #

    pienso que hay que tener las dos versiones de los hechos, aqui no se han planteado ambas, solo la de que el Director cometió un abuso, PERO QUE HIZO EL NIÑO?

    • casocolegioaleman septiembre 16, 2016 a 12:34 pm #

      Con la intención de sentar un precedente, la Dirección del Colegio tomó una decisión precipitada basada en chismes, y probablemente continuó tomando decisiones equivocadas que han sacado el problema de su justa proporción. El Juzgado Segundo de Adolescentes en Conflicto con la Ley Penal ordenó el sobreseimiento firme irrevocable del caso porque resultó evidente que no existen condiciones ni pruebas en contra de los menores, y que lo que el colegio dijo que había pasado, no pasó. También prohibió una nueva persecución penal por el mismo hecho y ordenó el cese todas las medidas de coerción en contra de los niños que fueron motivadas por este caso.

      https://casocolegioaleman.com/2016/09/16/el-colegio-aleman-persiguio-penalmente-a-sus-propios-alumnos/

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: