JUSTICIA HASTA LA ULTIMA INSTANCIA, CC deniega amparo provisional al Colegio Alemán

Nos complace anunciar que la Corte de Constitucionalidad, como última instancia judicial en nuestro país, ha denegado el amparo que el Colegio Alemán de Guatemala había interpuesto para obstaculizar la orden de ejecución de los jueces a favor de la inscripción de nuestro segundo hijo en dicha institución académica.

Esto significa que la máxima autoridad de justicia en Guatemala ha ratificado que el Colegio debe cumplir con la orden de juez de permitir que continue sus estudios con normalidad, además de convalidar la sentencia del Juzgado Cuarto de Primera Instancia de la Niñez y Adolescencia del Area Metropolitana y de la Honorable Sala de la Corte de Apelaciones de la Niñez y Adolescencia.  Esta sentencia no sólo ordenó desde principios de este año la inscripción de nuestro hijo, sino también señaló que el Colegio se había extralimitado en sus funciones.

No obstante lo anterior, durante todo el año el Colegio y las autoridades de la Asociación Alejandro von Humboldt, que es la responsable legal de este órgano académico, han evadido la responsabilidad que el sistema de justicia guatemalteco les sentenció a través de acciones legales, como el amparo que interpusieron en la Corte de Constitucionalidad.  Este amparo se convirtió, en realidad, en el último recurso posible para no hacer frente al compromiso que, como máximas autoridades educativas, tienen de dar el ejemplo de rectificar sus errores y respetar el Estado de Derecho en nuestro país. Presentar un amparo, no significa estar amparados, y la Asociación JAMAS ha estado amparada, ni siquiera temporalmente, siempre ha estado en desobediencia, y es la razón que los jueces presentaron las respectivas denuncias penales contra ellos.

Es por ello que hoy, pese al desgaste y costo de este proceso, estamos satisfechos por haber logrado justicia en el caso de nuestro segundo hijo hasta la última instancia.  Ya con el amparo denegado en la Corte de Constitucionalidad, en realidad el Colegio y la Asociación Alejandro von Humboldt no tienen ninguna excusa, ningún requerimiento apelativo o de otra índole para continuar eludiendo la inscripción de nuestro segundo hijo y permitirle restituir su imagen, dignidad, confianza en sí mismo y desarrollo personal y académico.

¿Creen que ahora que la ley ha ratificado por todas las vías posibles lo verdaderamente ocurrido es factible alcanzar finalmente un entendimiento directo?

Aparte de esto, hace algunos meses ya quedó aclarada la situacion VERDADERA de los alumnos, entre ellos, nuestro segundo hijo:  Quedó fehacientemente comprobado que nuestro segundo hijo, junto a otros dos alumnos del Colegio Alemán de Guatemala, fueron expulsados, difamados y enjuiciados injustamente so pretexto de sentar un precedente ante la comunidad educativa en relación a la autoridad y disciplina que ejerce dicha institución académica, ya que el 31 de Agosto quedo cerrado definitivamente el caso contra ellos, porque no existía ninguna sola prueba en su contra.

Hace meses ya había quedado sin efecto la medida de seguridad en cuestión (del amparo), al comprobarse que en realidad era un montaje y una acción de coerción en contra de nuestro hijo.

Etiquetas:, , , , , , , , , ,

Aún no hay comentarios.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: